Los muebles en una mudanza: Cómo moverlos con seguridad.
Profesionales de los muebles y la decoración del hogar desde hace más de veinte años. Ofrecemos una producción sostenible y una colección con personalidad.
decoración, dormitorio, madera, dormitorio de revista
17714
post-template-default,single,single-post,postid-17714,single-format-standard,bridge-core-1.0.4,ajax_fade,page_not_loaded,,vertical_menu_enabled,qode-child-theme-ver-18.0.7.1555327914,qode-theme-ver-18.0.9,qode-theme-bridge,qode_header_in_grid,wpb-js-composer js-comp-ver-5.7,vc_responsive

Los muebles en una mudanza: Cómo moverlos con seguridad.

Los muebles en una mudanza: Cómo moverlos con seguridad.

 

Con estos trucos sufriréis menos, los muebles y tú.

 

Es uno de los momentos más estresantes de la vida de un ser humano. Y no es para menos. Una mudanza significa que estarás unos cuantos días durmiendo (con suerte) en un colchón sin somier, que comerás de bocadillo unos cuantos días y que muy probablemente pierdas algo. A esto sumémosle la incertidumbre de no saber si lo que nos espera en el nuevo hogar es realmente lo que imaginamos, a lo mejor los vecinos no son agradables, a lo mejor la casa nueva tiene algún fallo… estrés, estrés y estrés.

Si estás aquí es porque seguramente estarás planeando mudarte en breve. En Sueño Mobiliario queremos darte nuestros pequeños trucos para que mover todos tus muebles sea un poco menos estresante.

 

Coloca una manta bajo el mueble para arrastrarlo.

 

Sobre todo si es un mueble grande como un armario de dormitorio. Antes de arrastrarlo, coloca una manta vieja debajo de las esquinas y, en lugar de empujar el mueble, tira hacia ti con la ayuda de la manta.

 

Vacía su interior y limpia bien antes y después de mover el mueble.

 

Comprueba que todos los cajones y estantes interiores estás vacíos. Una pequeña pieza que se caiga al suelo puede desestabilizarnos a la hora de mover el mueble y caerse. Además, te recomendamos le pases un paño húmedo antes y después de la mudanza. La suciedad, aunque no se vea, puede ser el motivo de un arañazo al manipular el mueble.

 

Separa los muebles por módulos. Pero no hace falta que saques las puertas.

 

Investiga primero hasta qué punto puedes separar un mueble grande en módulos. No hace falta que separes cada elemento pero, si es sencillo distribuir el mueble en piezas más manejables, será todo más fácil. Las puertas de un armario, por ejemplo, no hace falta que las saques: el mueble seguirá ocupando el mismo espacio. Pero sí asegúrate de cerrarlas bien, si es necesario refuerza la cerradura con un poco de cinta adhesiva.

 

Protege las esquinas, los salientes y el cristal del mueble.

 

Con cartón y cinta adhesiva es sencillo crear protecciones para las esquinas de los muebles más delicados. Haz lo mismo con pestillos y salientes que puedan verse dañados durante el transporte.

Los cristales, sí o sí, debes protegerlos a parte. Saca todas las piezas de cristal y protégelas con papel burbuja o con cartón. A la hora del transporte, piensa bien y decide donde van a ir ubicadas estas piezas, cuanto más protegidas mejor.

 

Establece un orden lógico para el viaje.

 

La idea es intentar mover los muebles más grandes cuando los pequeños no estén por el medio, tanto en la casa antigua como en la nueva.

¿Cómo se hace? Muy fácil. Saca primero los muebles pequeños y colócalos al fondo del camión y por último los más grandes (cuando ya no haya muebles pequeños).

De esta forma, al llegar a tu nueva casa, tendrás preparados en el camión los muebles grandes primero para colocarlos con la casa totalmente vacía.

 

Alquila un medio de transporte seguro.

 

Y más grande de lo que piensas, siempre. Existen infinidad de empresas que alquilan furgonetas y camiones, con o sin conductor. Pide presupuesto orientativo, la mayoría te lo darán sin ningún compromiso.

 

Pide ayuda a amigos y familiares.

 

Organiza el día, invita a tus seres queridos, invítales a comer y haz de tu mudanza algo memorable. Reparte las tareas por equipos y establece un horario. Puede llegar a ser incluso divertido y, sobre todo, una excusa perfecta para juntar a tus mejores amigos y familiares.