Las 5 tendencias que querras para tu hogar en 2021
Qué plantas pongo en el salón
plantas, interiorismo, decoración, plantas de interior, decoración salón
18052
post-template-default,single,single-post,postid-18052,single-format-standard,bridge-core-1.0.4,ajax_fade,page_not_loaded,,vertical_menu_enabled,qode-child-theme-ver-18.0.7.1555327914,qode-theme-ver-18.0.9,qode-theme-bridge,qode_header_in_grid,wpb-js-composer js-comp-ver-5.7,vc_responsive

Las 5 tendencias que querras para tu hogar en 2021

Las 5 tendencias que querras para tu hogar en 2021

A las puertas del tan esperado 2021, toca definir tendencias en decoración y en esta ocasión, los expertos consideran que el año que viene, primará, por encima de todo, la búsqueda del bienestar en casa, ya que la crisis sanitaria en la que nos hemos visto inmersos este 2020, ha hecho que cambie nuestras costumbres y que pasemos y le dediquemos más tiempo a nuestros hogares

Colores claros, maderas, tejidos orgánicos, ambientes tranquilos, aquí os dejamos las cinco principales tendencias del 2021, que podréis conseguir siguiendo nuestros consejos.

Colores claros

En el próximo año se busca generar interiores cálidos, desenfadados y cuanto más naturales mejor, evitando en todo momento la ostentación y lo artificial. Hablamos de paredes imperfectas, maderas claras y paleta de color que va desde el blanco al arena, tanto en paredes como en techos con clara inspiración escandinava.

Materiales naturales y sostenibles

Además de la ya mencionada tendencia de colores naturales, destaca también el uso de mobiliario sostenible. Buscamos la armonía y bienestar en nuestros hogares, y por ello, necesitamos crear interiores acogedores y tranquilos.
Cada vez se valoriza más los productos “hechos a mano” y se pone en valor la artesanía y su perfecta imperfec¬ción. Celosías en barro cocido, azulejos de cerámica o la porcelana, cobrarán cada vez más protagonismo junto con los productos hechos con materiales naturales como barro o mimbre.
La preocupación del medio ambiente hace que exista la necesidad de prescindir de plásticos y que se cree una nueva era en el desarrollo de diseños sostenibles y realizados con materiales reutilizables.
Se establecen los ambientes orgánicos y ecológicos basados en el uso de materiales sostenibles y naturales, especialmente la madera, bambú o tejidos artesanales.
Se puede lograr mucho jugando a combinar diferentes texturas y materiales, ya sea muebles de mimbre, cojines de macramé o una mezcla de mármol con madera.

Minimalismo de líneas curvas, estilo nórdico

Las habitaciones de estilo nórdico tienden a ser blancas para absorber la luz, colores neutros con toques de color mezclados con texturas naturales como la madera y piedra.
Se trata de buscar un minimalismo cálido diferente al minimalismo frío de los años 90, creando espacios diáfanos con la reducción del mobiliario al máximo y los escasos muebles que se usas, se caracterizan por sus formas orgánicas y sinuosas, aportando dinamismo y creando ambientes acogedores. Para recrear este estilo, apostar por piezas vintage de los años 60 y 70 será todo un acierto.

Face line art, trazo único y geometría

El Face line art, es una de las últimas tendencias en diseño. Empezó utilizándose en diseño gráfico y rápidamente se extenderá a joyería y decoración, aportando originalidad y consiguiendo modernizar elementos clásicos como, por ejemplo, el enmarcado de una puerta.
Dibujos de trazo único o sencillo, diseños de artistas como Jean Cocteau o Alexander Calder, murales, arte geométrico y minimalista en blanco y negro, triunfarán el próximo año y se aplicarán tanto en jarrones como lám¬paras, pasando por cojines o papel pintado.

Cuantas más plantas, mejor

La tendencia de llenar hogares de plantas y pequeños huertos hace años que se convirtió en un gran recurso de decoración pero en el próximo año, con la idea de humanizar nuestros hogares, estará aún más en auge.
Cada vez, buscamos más rodearnos de naturaleza en nuestros hogares, especialmente, ahora que apreciamos más que nunca la limpieza y pureza del aire. La forma más sencilla de conseguir esto es hacernos con diferentes plantas que pidan pocos cuidados y poca agua como cactus, suculentas, ficus o hiedra.
Los espacios son diseñados para ser vividos; por ello, se llenarán de vida con plantas y flores que aporten fres¬cura y vitalidad.
En el 2021, existe un mayor interés por todo lo vivo, creando una gran conexión entre el ser humano y la naturale¬za. Los materiales naturales y orgánicos, los suelos de madera, la piedra, la cerámica, el barro, el macrané, la luz del día y la vida vegetal, nos recuerdan al exterior y nos aportan energía y buenas vibraciones.
Se tiende a crear pequeños rincones para desechufarnos de toda tecnología y se busca crear un pequeño oasis en el cual poder desconectar del estrés diario gracias al contacto con la naturaleza.